• Diario 5 -Buenos Aires, domingo 19 de septiembre de 2021

Inauguraciones de Sesiones Ordinarias I

PorCarlos Allo

Feb 27, 2015

LS35Las aperturas de Sesiones Ordinarias del Congreso siempre representaron el momento en que el presidente de la Nación ofrece un cierto panorama de la actividad de gobierno, más allá de la especulación política que eso pueda representar, que en definitiva es la manera y el lugar más lícito para hacerlo.

Estos actos, cada año estuvieron marcados por el eventual tema central de atención social del momento. Esta es la primera parte de este pequeño informe que pretende ubicar al lector en el punto de atención al que estaban abocados tanto el poder como la propia sociedad al momento de abrirse cada año parlamentario.

1 de Mayo de 1984 – Alfonsín llamó al diálogo y a la Reconciliación. “La represión, el terror y la violación sistemática de los derechos humanos fueron los elementos constitutivos de un proyecto político–social autoritario, regresivo y elitista que depredó la República. Con el objeto de corregir este panorama y otorgar viabilidad al deseo de cambio de los argentinos hemos iniciado, en estos 140 días de gobierno, la reversión de ese proceso a través de distintas medidas”.

1 de Mayo de 1985 – Alfonsín: UN SOLO PARTIDO NO PUEDE RESOLVER LA CRISIS. Y DIJO: “El recurso grave y último de la huelga significa “RESTARSE” DEL ESFUERZO DE LA RECONSTRUCCION”. Le hablaba al sindicalismo cobarde de esa época que se divertía haciéndole paros nacionales. En su segunda apertura de Sesiones Ordinarias del Congreso, el gobierno estaba desesperado por frenar el efecto de los negociados que hubo en la dictadura, pero lo boicoteaban desde la derecha y el peronismo, es decir, los que hoy se pelean falsamente, porque son lo mismo, aunque presenten 1000 proyectos que reivindiquen a todos los caídos en todas las luchas justas.

1 de Mayo de 1986 – Alfonsín le habla a la Asamblea legislativa y mantiene iniciativa de un proyecto de Reforma Constitucional. El Congreso y la oposición nunca le dieron apoyo aunque sabían que era necesario.

1 de Mayo de 1987 – El presidente Alfonsín ahora pide que se establezca un pacto social y un compromiso político para defender la democracia. Era el tiempo de los levantamientos de los carapintada.

1 de Mayo de 1988 – Alfonsín se ve obligado a plantear un recorte importante en el gasto público. La inflación causada por la presión de los mercados comienza a lastimar el margen de maniobra política del gobierno.

1 de Mayo de 1989 – La crisis económica es muy grande. Anuncian congelamiento de precios, nuevos impuestos a viviendas, autos y campos. Las retenciones al agro aumentan al 20%. Hubo un aumento del 20% a las tarifas y 25% a los combustibles. Tipo de cambio libre. En los bancos pasa a haber un límite de retiro por cuenta de Quinientos mil Australes

1 de Mayo de 1990 – En su primera apertura de sesiones, Carlos Menem dijo que va en busca de un “capitalismo de verdad” y ratifica su plan de privatizaciones. A la misma hora, unas 50.000 personas se reunían en Plaza de Mayo, con Néstor Vicente como orador, para demostrar la oposición de la izquierda.

1 de Mayo de 1991 – Menem habla más de política que de economía y plantea frenar las agresiones en pos de las carreras electorales. Prometió leyes contra el narcotráfico.

1 de Mayo de 1992 – Menem ya cuenta con el apoyo de las corporaciones financieras. La Iglesia no fue a la apertura de sesiones. La clave del presidente fue una promesa de crecimiento económico sin dar precisiones.

1 de Mayo de 1993 – Menem anuncia un plan que afecta a los trabajadores como jamás antes: Posible reducción de salarios, 10 horas de jornada laboral, reducción de las indemnizaciones y debilitamiento de la antigüedad en las empresas.

1 de Mayo de 1994 – Tras un revés electoral, Menem anuncia ayuda para las provincias, mientras el país trabajador tiene que elegir una AFJP o quedarse en el sistema de jubilaciones del estado.

NUEVA CONSTITUCION – Cambia la fecha de la Inauguración. Aún existen provincias que mantienen vergonzosamente la apertura de Sesiones Ordinarias de sus Congresos, perdiendo la obligatoriedad de trabajar durante dos valiosos meses, más allá que cada gobernador esté facultado para la convocatoria a sesiones extraordinarias.

1 de Marzo de 1995 – La Constitución está reformada y Menem, en medio de la mayor trepada de la desocupación, habló frente a la Asamblea Legislativa prometiendo 330.000 puestos de trabajo e inversiones por 87.000 millones de dólares para los 4 años siguientes. La Iglesia venía advirtiendo el crecimiento de la pobreza.

1 de Marzo de 1996 – La apertura del período ordinario de sesiones del Congreso coincide con la acusación al gobierno de haber vendido armas ilegalmente a Ecuador. Menem ya venía equivocando discursos.

1 de Marzo de 1997 – Menem, muy asediado políticamente, pero conservando poder, centra su discurso de inauguración de sesiones ordinarias en decirle al peronismo que no se deje abatir por mensajes pesimistas del periodismo.

1 de Marzo de 1998 – Menem abre el período legislativo dejando la sensación que podría buscar la re reeleción. Se trata de una artimaña que suelen usar los gobernantes (prácticamente todos) para que no se miniaturice su poder en la última etapa de su ejercicio.

1 de Marzo de 1999 – A pesar de estar a nueve meses de dejar la presidencia, Menem inaugura las sesiones ordinarias diciendo que quiere lograr consenso para otra reforma constitucional. Lo dijo suavecito, porque la oposición amenazó con no estar presente en el recinto si planteaba algo sobre la re-re.

1 de Marzo de 2000 – De la Rúa describió la situación que heredó y remarcó que este Estado “no sirve para nada. Está endeudado y asfixia al sector privado”. Le dijo a la Asamblea que quería un estado “rico, activo y cerca de la gente”. Algo anduvo mal.

1 de Marzo de 2001 – De la Rúa inaugura sesiones ordinarias por segunda y última vez. Ratifica la convertibilidad y anuncia un organismo que jamás se creó: el ministerio Anticorrupción. En ese momento, las proyecciones de caída del PBI para el año eran de más del 4,5%. En pocos meses, el gobierno quedo asfixiado en sus propias maniobras de salvataje de un modelo sin horizontes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *