• Diario 5 -Buenos Aires, sábado 18 de septiembre de 2021

Donado: En qué quedamos?

Pordiario5

Feb 10, 2012

En qué quedamos?
La dictadura había protestado para la ciudad de buenos aires la puesta en marcha de las obras de varias autopistas cuya reglamentación mantuvo su vigencia en la medida de las posibilidades presupuestarias que la vida democrática porteña fue observando al paso de los años. De ese modo, en 1984 la intendencia de julio César Saguier entendió que no era posible avanzar con la AU3, una autopista que significaba la continuación de la panamericana internándose en capital. El canal de acceso era un trazado entre las calles donado y Holmberg.

Las intendencias militares ya habían expropiado cada una de las propiedades involucradas en la secuencia de manzanas entre donado y holmberg en lo que va desde la avenida General Paz hasta unas trece cuadras hacia adentro de la ciudad. Hoy es un área que se identifica como parque donado y holmberg.
Lo que conocemos hoy acerca de las intenciones que se plantean en esa zona a hablar claramente de qué estamos muy lejos de la austeridad de aquel intendente de Raúl Alfonsín, que quiso evitar un gasto gigantesco (claro, había que seguir expropiando y demoliendo casas y edificios para abrir paso a la construcción de la autopista) y hoy se está pensando en proyectos urbanos que aprovechen esas trece manzanas que hasta hace poco tiempo significaban una preocupación, no por no saber cómo se complementa daban los espacios verdes lógicamente surgidos allí, sino por los asentamientos precarios de gente sin recursos que se había instalado en esa franja a montar sus ranchos. Allí convergen los barrios Belgrano R, Villa Urquiza y Coghlan y en los aledaños de la alargada cadena de manzanas parquizadas, se combinan pequeñas áreas residenciales con propiedades de mediano Valor de mercado y otras carísimas, entre las que se incluyen las calles Melián y Rómulo S Naón.
El negocio inmobiliario debe estar equilibrado, en buenos aires, con la satisfacción de viviendas en el resto del país. Esto significa que la construcción de viviendas, más allá de las que decidan encarar las municipalidades del país con capacidad financiera, deberá estar centrada, en lo global, bajo las pautas de un pacto federal de viviendas, con interacción entre el gobierno nacional y los provinciales, incluyendo el porteño, hoy muy enfrentado con el central, pero no imposibilitado de actuar en conjunto. Son deudas con los argentinos, que desde Diario 5 nos encargamos de hacer retomar la luz desde ángulos diversos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *