• Diario 5 -Buenos Aires, jueves 18 de julio de 2024

Aires buenos para Tafí Viejo. La Ciudad de Buenos Aires está llegando tarde a solucionar un problema de su nueva realidad, mientras que un candidato tucumano, da cátedra de cómo hay que enfrentar a la Argentina Troglodita.

Se necesitan ideas

Si el video de campaña del candidato a intendente de Tafí Viejo, en la Provincia de Tucumán, se hizo famoso tras la viralización, es porque hay una verdad. Enrique Lazarte propone a los taficeños votarlo por su plan de instalar en la ciudad unos 1.000 baño públicos, según reza: “Para que todos tengamos la posibilidad de ir a cagar a un baño decente”.

La Argentina necesita ideas.

¿Es, acaso, combatible la idea de Lazarte?

Habría que ser muy hipócrita para desdecirlo.

¿Qué sucede en Buenos Aires?

Con la diferencia de que en la mayor ciudad de la Argentina hay millones de baños bien instalados con sus respectivos inodoros, las calles porteñas se asemejan cada vez más a las nauseabundas vías y senderos de los pueblos europeos que en la Edad Media no contaban con acueductos de aguas servidas, ni pozos ciegos o las periferias localidades que comenzaban a atestarse de gente atraída por los empleos de la Revolución Industrial.

Ya hemos hecho referencia a que las nuevas costumbres sociales de poca empatía y delicadeza con el vecino, conocido o no, más la ausencia de bares (y, especialmente, bares nocturnos y trasnocturnos) abre el camino a la indiscriminada andanada de personas que orinan en las calles.

¿Sólo varones? No.

¿Sólo orinan? No.

¿Acaso Constitución no necesita un Lazarte? ¿No les vendría bien un Lazarte a Retiro, a Once o a Pompeya?

Buenos Aires también necesita un Lazarte.

 

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

Se necesitan ideas

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *